El Club culmina mes del Bicentenario

Lunes, 27 de Septiembre de 2010 21:21
Valorice este articulo
(19 votos)
RESUMEN CRONOLÓGICO RESUMEN CRONOLÓGICO
Con un nutrido programa de actividades nuestro Club se sumó a las celebraciones y festejos del Bicentenario y participó, invitado por la Presidencia de la República y otras entidades en varias actividades oficiales, representando a los huasos de Chile.

Rafael Garetto L.

El Club Gil Letelier, tras sus 58 años de existencia, se ha ganado merecidamente un nombre y un reconocimiento a nivel país como una institución que representa los más auténticos y caros sentimientos patrios, reflejados en su accionar ligado al cultivo de las tradiciones, el folclor y el deporte huaso.


Día tras día el Club se proyecta hacia la comunidad a través de sus distintas actividades y no son pocas las ocasiones en que dicha proyección alcanza al país entero, e incluso el extranjero.

Ello hace que el Club asuma con gran responsabilidad y orgullo la representatividad que muchas veces le cabe, de todos los huasos del país.

 Este año en que se celebra el Bicentenario de la República, el Gil Letelier, más allá de sus habituales actividades, ha tenido una participación especial y muy destacada en distintos frentes, lo que, además, se ha difundido profusamente por medios escritos, radiales, cibernéticos y televisivos, reforzando con ello, la condición de referente de la más pura chilenidad.


Durante el mes de septiembre las labores del Club se vieron redobladas y tanto el directorio como muchos socios debieron asumir responsabilidades y tareas con gran dedicación y afán.

  • DIA DEL HUASO

49-800La celebración del día del huaso, el 1 de Septiembre, marcó el inicio de un agitado mes en el cual hubo que compatibilizar una serie de compromisos con nuevas tareas a las que el Club se vio enfrentado. Desde el mes de julio, la Comisión Bicentenario ya se encontraba trabajando y ello demandó redoblar los esfuerzos en ciertas áreas, especialmente en las relacionadas con la presentación que se hizo en la Parada Militar, tanto para la Rama Folclórica como para los jinetes y carruajes, que este año tuvieron una connotación especial al vincular danzas, vestuario y puesta en escena, con lo que la historia nos enseña sobre principios del mil ochocientos.

El pasado 1 de septiembre, probablemente el último en que se celebre el Día del Huaso (se estaría trasladando al día 17), el Club estimó propicio para efectuar un significativo cambio, como fue la presentación del nuevo Estandarte que reemplazará a aquel emblema que representó durante años a la Institución en tantos y diferentes escenarios. En la solemne ceremonia fue guardado definitivamente el antiguo Estandarte (pendón), para dar paso uno nuevo en forma de bandera.


La ceremonia concluyó con un vino de honor en la Gran Ramada, donde también hizo una presentación la Rama Folcórica.

  • ACTO EN LA PLAZA DE ARMAS

El día 4 de este mes una delegación del club concurrió hasta la Plaza de Armas, invitados por el alcalde de la ciudad, Pablo Zalaquett Said, para saludar el Mes de la Patria y dar el puntapié inicial a una serie de eventos relacionados con el Bicentenario y la chilenidad. En la ocasión se realizó una solemne bendición de la bandera nacional y el estandarte de nuestro club, que eran portados por nuestros abanderados oficiales montados, acompañados de sus respectivos escoltas.

Luego de esta ceremonia se procedió a la realización de un concurso de cueca en el que participaron vecinos de la comuna que se encontraban presentes. Así también, se dio la partida a la "Fonda Móvil" municipal, que recorrió distintas plazas y lugares de la comuna en los días previos al 18.

Debemos recordar que esta iniciativa nació el año pasado en nuestro Club y fueron los integrantes de la Rama Folclórica quienes recorrieron distintos puntos de Santiago.

  • SELECCIÓN CHICHA DEL BICENTENARIO

58-800como ha sido tradicional a lo largo de los años, una Comisión integrada por tres socios del Club, fue la encargada de visitar algunas chicherías artesanales de la Región Metropolitana (Curacaví, El Monte y Melipilla) para seleccionar la chicha que se le ofrecería al Presidente de la República y a las más altas autoridades del país durante la Parada Militar 2010.

A este efecto el SEREMI de Agricultura solicitó al Club que se viera la posibilidad de elegir una chicha de producción regional, a lo que el Club accedió, visitando a tres productores regionales que previamente habían sido preseleccionados por la Secretaría Regional Ministerial.


El periplo por estas tres zonas viñateras se realizó en conjunto con un equipo de producción de Canal 13, comandado por el prestigiado periodista Alipio Vera, que filmó todas las alternativas que se vivieron en torno a la catadura y posterior elección.


Finalmente fueron los caldos de doña Iriana Larenas, de El Monte, los seleccionados  para este Bicentenario por la Comisión ad-hoc, gesto que la acampada productora vitivinícola agradeció con una donación de 100 litros de chicha para el Club, de donde se sacó la cantidad necesaria para los brindis en cacho de las autoridades.  


Posteriormente, todos los canales de TV llegaron hasta el Club para inquirir detalles sobre el proceso de elección del mosto más famoso de Chile, la Chicha Presidencial. 
ver video

  • RODEO DE LA CASA

56-800El sábado 11 y Domingo 12 de este mes el club realizó su primer rodeo de la temporada, con lo que dio inicio a la eterna búsqueda de puntos por parte de jinetes y cabalgaduras.

Tal como lo informamos en este sitio, los ganadores del rodeo fueron los hermanos Guillermo y Nelson Ortega, del club Independencia, montando a Cuspe y Pequena, con 21 puntos.


La figuración más destacada de nuestros socios estuvo en las manos de José Navarrete y José Muñoz que alcanzaron hasta el tercer animal en la Serie Campeones, montando la mixta Carretera y Aduanero (9).


Cabe mencionar que a la justa deportiva concurrieron 40 colleras, transformando el rodeo en un evento de considerable tamaño.


Lamentablemente el clima no acompañó los esfuerzos hechos por el Club para lograr un rodeo impecable, pues cayó una persistente lluvia que impidió la llegada de público y enfrió el ambiente. Si bien se sabe que esos son los riesgos de efectuar un rodeo tan tempranamente, se optó por esta fecha para aprovechar los recursos concursables que el Club se había adjudicado ante el gobierno regional.  

  • RAMA FOLCLÓRICA

13-800La Rama Folclórica se mantuvo a tope con las clases de cueca que imparte, especialmente en este mes cuando más se despierta el interés por aprender nuestra danza nacional. En este sentido la Rama realiza varios cursos durante el año, pero sin duda, el más concurrido es aquel más cercano a las fiestas dieciocheras.

Pero no solo se desarrollan en la Gran Ramada estas clases, sino que además se efectuaron fuera de la institución. Un caso especial constituye el curso "express" (dos sesiones) realizado en la Escuela Militar a  oficiales y sus esposas, que tuvo un singular éxito. Estas clases fueron impartidas por Esmildo Pastén, quien fuera apoyado en la segunda sesión por su señora Leíto.


Especial dedicación también brindó Esmildo Pasten a la preparación, música, vestimenta y coreografías de la presentación que esta Rama hizo en la elipse del Parque O'Higgins, lo que le demandó bastante tiempo, traslados e investigación. Todo ello apoyado por el director José Saa y el jefe de la Comisión Bicentenario, Héctor Rodríguez, además del propio profesor de la Rama, Héctor Bastías y Sra.


No obstante, las actividades de la Rama Folcórica no terminaba en los preparativos, sino que hubo que sumar varias presentaciones que realizaron en distintos puntos de la capital, e incluso en la Escuela de Montaña del Ejército (Río Blanco), a donde concurrieron para ofrecer sus canciones y bailes, siendo muy bien recibidos por el Director, Crl. Camilo Vidal.


Por otra parte, el día 15 de septiembre la Rama concurrió junto al Vicepresidente del club, Amador Hernández, y otros directores, al Ministerio de Justicia, donde tradicionalmente se realiza un esquinazo con motivo de las Fiestas Patrias.


A medida que se acercaba el 18 de septiembre las actividades arreciaban y comprometían el esfuerzo y dedicación del directorio, comisiones y socios.

  • INAUGURACIÓN DE LAS FONDAS

Ya se ha hecho una tradición que el Gil Letelier acompañe al Alcalde de Santiago y al Presidente de la República en la inauguración de las fondas del Parque O'Higgins. Este año, el día 16, no fue la excepción y hasta ese lugar concurrió el directorio, encabezado por el timonel del Club, Patricio González Silva.

La presencia del Gil Letelier se enmarca dentro del espíritu de chilenidad que se quiere otorgar a esta ceremonia y como una forma de representar a los miles y miles de huasos diseminados por el país.


Tras los discursos de las autoridades donde no fallan las payas ingeniosas, y luego de cada cueca del Mandatario y de otros personeros salen a relucir las astas de buey viejo con su dulce y engañosa carga, que llega en el momento justo para aclarar las gargantas y alegrar los corazones.


A partir de ese minuto se dieron por inauguradas las ramadas en todos el país y las arpas comenzaron a trinar más alegres que nunca, como quizás sonaron las guitarras hace 200 años o como habrá escuchado los guitarrones don Mateo Toro y Zambrano.


Los pañuelos arremetieron en el aire homenajeando en su alada danza el advenimiento de la independencia, como también lo habrán hecho señoriales levitas inclinadas frente a una dama, o como raídos ropajes, junto al arroyo, ensayando los mejores pasos de una baile pueblerino.

  • UN 17 INOLVIDABLE

01-800Cincuenta hombres con el pecho henchido formaron en calle Zenteno. Los huasos del Club lucieron sus mejores galas para asistir a un acontecimiento histórico, único e irrepetible.

La Presidencia de la República, en un acto que nos honra como Institución y que nos obliga como baluartes de chilenidad, tuvo a bien extender una invitación a 50 huasos del Club para asistir, en representación de los huasos de Chile, al izamiento de la Gran Bandera del Bicentenario, frente al Palacio de La Moneda y a la Plaza de la Ciudadanía.


Con una ubicación privilegiada, los socios del Club quedaron situados a escasos metros del gigantesco mástil (más de 60 metros de altura) donde fue izada aquella enorme bandera chilena que llegara a ese lugar sobre una carreta tirada por caballos, para que luego la asiera un grupo de ordenados niños que la sostuvieron hasta que el viento se apoderó de ella, haciéndola flamear majestuosa, imponente, hermosa, junto al cielo azul de septiembre. La voz impresionante de una niña llenaba el aire cantando "Mi banderita chilena".


El apretado corazón de cada huaso también cantaba, y los ojos vidriosos acusaban la emoción del momento cuando al alzar la mirada hacia el cielo ésta se inundaba del tricolor y su estrella solitaria.


Un hecho inédito es que frente a la bandera estuvieran presentes los últimos cinco Presidentes de Chile y todos celebrando en comunión bajo la sombra mágica del emblema patrio.


Lo dicho, momento histórico, único e irrepetible, que caló hondo en el alma de cada uno de los que presenció y vivió aquel instante que quedará guardado en el recuerdo como uno de los tesoros más grandes. 
ver video

  • INVITACIÓN A LA MONEDA

09-800Concluida la ceremonia antes descrita, el Ministro de Cultura, Sr. Luciano Cruz-Coke, extendió una invitación al directorio del club para que fueran hasta la Moneda, al Patio de los Naranjos, y le acompañaran a él y al Presidente Sebastián Piñera en una reunión que mantendrían con el Embajador y Agregado Cultural de Paraguay. 

En la ocasión se presentó un grupo folclórico paraguayo que deleitó a los presentes con sus danzas y con su exquisita música interpretada en arpa. La oportunidad fue propicia para intercambiar ideas y conversar distendidamente con el Presidente, con su señora Cecilia Morel, con el Sr. Embajador y, en forma muy especial con el Ministro Cruz-Coke.    



  • VIGILIA EN EL CLUB

63-800Después de aquellas actividades formales, aún quedaba camino por recorrer el día 17, pues, como es sabido, el Club realiza todos los años una vigilia en espera del 18 de septiembre. A ella concurren muchos socios  acompañados de sus esposas, amigos e invitados y participan de una hermosa velada.

Este año, como de costumbre, se contaba con la presencia de una numerosa delegación gaucha, que permitió dar mayor realce a la sencilla pero significativa ceremonia que se realiza cuando el reloj marca las 12 de la noche.


Se entonó el himno nacional, se izó el pabellón patrio y se exhibieron las banderas que el día 19 lucirían, extraordinariamente, un grupo de abanderados acompañados de sus escoltas. Estas banderas eran las de: la Patria Vieja, la Transición, el Ejército Libertador de Los Andes y la del Ejército Libertador del Perú. Todas ellas, por cierto, presididas por nuestra actual bandera chilena, que se suma a los emblemas que resumen la patriada libertaria, la gestación de la Independencia y la obtención definitiva de la libertad como Nación.


Mas tarde actuó la agrupación Santiago Folclor que brindó a los presentes un atractivo espectáculo con danzas de la zona central y con muchas cuecas.

  • RODEO DE LA PATRIA   

65-240Aún con la fiesta de la noche anterior dibujada en las sienes, y en otras partes, los jinetes que habrían de participar de este tradicional rodeo comenzaron a llegar desde tempranas horas.

Los novillos esperaban en los corrales y no menos de 22 colleras se inscribieron para participar del Rodeo de la Patria. Esta vez, afortunadamente, el sol acompañó la jornada y el público entusiasta se hizo de las graderías para disfrutar de un día junto al deporte huaso, celebrando las atajadas, gozando los piños y aplaudiendo a los campeones.


Más de alguno se abstuvo de correr o usó caballos de reemplazo, para no correr riesgos ya que al día siguiente había que estar en la Parada.


En la jura estuvo Diego Adasme, en tanto que Pepe Saa asumió su habitual labor en los rodeos como secretario; el delegado fue Pablo Adasme,  y en los sacos..., bueno en los sacos se vio poca gente (qué le vamos a hacer).


Un lindo rodeo, donde la amistad y la buena onda fueron más importantes que los esquivos puntos.

  • PARADA MILITAR

30-800Y llegó el gran día. Los caballos bañados, tusados, con sus colas y moños relucientes y con los mejores aperos se paseaban por todo el recinto del Club. Sus jinetes, entre contentos y nerviosos, se mantenían atentos a los llamados que se hacían para la revista de los capitanes Jorge Soto y José Muñoz.

Finalmente, ningún jinete ni caballo rechazado; todos pasaron la prueba de la blancura y se dispusieron para emprender la marcha hacia el Parque O'Higgins.


El presidente del Club ofreció el cacho de chicha a la máxima autoridad del país y el dulzor del rubio mosto inundó la tribuna oficial, sacando sonrisas de beneplácito por su sabor y despertando la curiosidad de muchos que por primera vez se aproximaban a tan genuino recipiente para beber.


La novedad de este año fue la presentación de los cinco abanderados conforme se describió más arriba, además del nuevo Estandarte del Club. Las banderas iban acompañadas de dos escoltas; todos ellos vestidos de huaso, a la usanza de 1800.


Por su parte, la Rama Folclórica también se esmeró en lucir de la mejor forma, conforme la representación que harían. Básicamente el vestuario se dividía en tres grandes grupos: 1800, Regiones y Huaso. Para ello tuvieron que recurrir al ingenio y al bolsillo, porque lo que presentaron superó con creces toda expectativa. Algunos ropajes de dama antigua y otros de levita, podrían ser la envidia de muchos vestuaristas. Aquellos que representaban las regiones y que en sus ropas nos trajeron los extremos de Chile y sus zonas intermedias, también nos mostraron al ciudadano común, al trabajador, al pescador y el minero, al campesino de hoy y de siempre, al soldado, al pastor altiplánico y al ovejero.


Los carruajes utilizados en este desfile del Bicentenario tampoco destiñeron y así como hubo coches para directores honorarios y damas, también se contó con carretas de bueyes que llegaron desde el secano costero de Marchigüe para llenarse de niños que encaramados sobre colizas de pasto refrescaban con alegría tan campestre paseo. Junto a las carretas, los carreteros conversaban garrocha en mano, desde sus delantales blancos y pantalones arremangados, con el farolero que se empecinaba, bajo su bonete de paja, en dar la hora y sereno, en tanto que un poco más atrás las tortillas de rescoldo humeaban sabrosas y ocultas en la cesta del tortillero.


Los bailarines hacían lo suyo paseando por la historia y las regiones nuestra cueca chilena, que de pronto se enredaba entre enaguas y refajos para emerger convertida en pañuelo entre bonetes y boinas, entre quepis y chupallas, entre gorros de lana y sombreros. Mientras tanto, desde el carro, hermosas voces avivaban la fiesta lanzando trinos de guitarra y el repicar del pandero.


Llegó el momento de partir, 12 o 13 minutos son nada cuando se quiere dar todo. Los pañuelos alzados son seña inequívoca que la presentación del Gil Letelier ha terminado.

  • REGRESO AL CLUB

24-800A diferencia de años anteriores, esta vez no se bailó cueca a la salida de la elipse y la gente solo pudo ver el paso de los huasos que se retiraban rumbo al club.

Casi una hora a tranco lento (para no dejar atrás a los bueyes), tomó el regreso a la sede del club. Allí, otro gentío esperaba la llegada; unos pocos en la zona de acceso y la mayor parte en las tribunas de la medialuna. Ellos disfrutaban de actividades y juegos que la I. Municipalidad de Santiago preparó especialmente para la ocasión.  


Todos los participantes del desfile hacen su ingreso a la medialuna y reciben el cariño del público que los aplaude con entusiasmo. Luego de formados se entona la Canción Nacional y se iza en el mástil central el pabellón patrio. Igual cosa sucede con las emblemas de Argentina y del Perú, en atención a que sus representantes también fueron portadores de sendas banderas (Ejército de Los Andes y Ejército Libertador del Perú) en el Parque O'Higgins.


La ocasión se hizo propicia y el locutor (Esmildo Pasten), en nombre del Presidente, directorio y socios de la Institución, agradeció de manera muy sentida la participación de todas aquellas personas que no perteneciendo al club, entregaron el apoyo y la cooperación de manera totalmente desinteresada, contribuyendo enormemente al éxito y lucimiento de las distintas presentaciones que desarrolló el Gil Letelier.  


Finalmente, se procede a la entrega de los símbolos (el cacho oficial, las banderas y el estandarte) para dejarlos a buen recaudo hasta una próxima ceremonia oficial. el Presidente hace entrega del cacho al tesorero del Club quien lo guardará bajo llave y los abanderados hacen lo propio, llevando los pabellones al salón de honor, donde se mantendrán en custodia.

  • ESCUELA MILITAR

49-800Cerca de las 7 de la tarde, el Presidente del Club, directores y abanderados partieron rumbo a la Escuela Militar, donde esperaron la llegada de los cadetes que participaron en la Parada Militar.

 

La explanada que se encuentra en el frontis de la Escuela estaba rodeada de familiares y amigos de los cadetes que ofrecían un marco de público muy numeroso. Cuando llega el batallón se encienden las luces del recinto y comienza la presentación.

En el intertanto, mientras la banda y cadetes se desplazan para iniciar el desfile, los huasos del club hacen su ingreso para saludar y ofrecer la chicha en cacho al Director y otros altos oficiales que le acompañan. Este año, el encargado de del club fue el director José Saa, quien tuvo una destacada participación.  Concluido el brindis el grupo de la Rama Folclórica junto al grupo Acordes de Chile ofrece un esquinazo con tres pies de cueca, lo que es muy bien recibido y aplaudido por los presentes.


Acto seguido, los huasos se despiden y abandonan la explanada, en tanto que sentados junto a las autoridades se mantiene el presidente Patricio González y otros directores.


Esta es la cuarta vez que socios del club concurren a la Escuela Militar a saludar y entregar sus felicitaciones por la brillante presentación de los cadetes en la elipse del Parque O'Higgins.

  • FIESTA HUASA

El día 20, la medialuna se colma de público que llega para ver y participar de la Fiesta Criolla que el club ofrece en conjunto con la I. Municipalidad de Santiago.

Es durante este último día de fiesta que se realizan amansaduras de potrones y una serie de otras pruebas de destreza, las que el público disfruta enormemente.

Los gauchos, que tuvieron una destacada participación en estas celebraciones, emprendieron su viaje de regreso a tierras mendocinas y cordobesas, desde donde vinieron para traer su afecto, su apoyo y su amistad incondicional, gesto que refuerzan los lazos de unión que los hermanan al Club y que los socios de esta Institución agradecen infinitamente. 

  • A MODO DE CONCLUSIÓN

De esta forma comienzó a cerrarse el ciclo de actividades dispuestas por la Comisión Bicentenario para esta importante fecha que quedará grabada en la historia del club como un importante hito, ya que la Institución tuvo una destacada participación en distintos frentes, tanto internos como externos.

Con ello el club no hace sino seguir proyectándose como una entidad llena de sentido patriótico que se esmeró, desde su perpesctiva, por contribuir a dar mayor brillo a estas festividades.


Tal como lo dijimos antes, la representatividad de todos los huasos de Chile que le cupo ostentar al Club en determinados actos oficiales, no solo llena de orgullo a una Institución que se precia de sostener y cultivar las tradiciones chilenas, sino, además, le impone un compromiso que constituye un acicate para superarse cada día más en esta tarea de rescatar lo mejor del sentir patrio y de proyectarlo a la ciudadanía como un ejemplo digno de imitar.

Informacion adicional

  • Reportaje de:

Galeria imagenes

Mas en esta categoria: Lo que es bueno... es bueno »

Buscar Contenidos del Club

Joomla Templates and Joomla Extensions by JoomlaVision.Com
  • Portadas 2010