Los Adasme sacaron pasajes a Curicó

Lunes, 19 de Enero de 2009 19:30
Valorice este articulo
(6 votos)
SE CUMPLIÓ EL SUEÑO SE CUMPLIÓ EL SUEÑO
En una notable faena este fin de se semana los jinetes del Gil Letelier, Pablo y Pedro Adasme alcanzaron el tercer lugar en el rodeo de la casa y de paso completaron sus yeguas que estaban con 14 puntos en la carrera hacia los clasificatorios. Con ello, padre e hijo, inscribirán sus nombres en el próximo selectivo de Curicó.

Por Rafael Garetto L.

La presente crónica contiene tres aspectos que fueron muy relevantes en el reciente rodeo realizado por nuestro club en la medialuna de la casa; el recuerdo, las corridas y el paso a los clasificatorios de una collera de socios. Tres ángulos que se hace necesario destacar y que son, en definitiva, los que tienen contento a todos, dirigentes, corredores y al público que asistió a este segundo compromiso oficial que la Institución ha organizado en la actual temporada, el cual tuvo por añadidura una enorme carga emotiva, lo que nos hace comenzar esta nota con el corazón en la mano. 

  •    RODEO DARIO LIZANA LIZANA (QEPD)  

La atinada decisión del Directorio y que fuera refrendada unánimemente por todos los socios del Club, en torno a otorgarle al rodeo el nombre de nuestro recientemente fallecido ex presidente, Darío Lizana L., dio un especial sello que marcó el ambiente con el tinte de la nostalgia y el cálido recuerdo del amigo que partió.

Su viuda, Sra. Lucy Arias, sus hijos Paulina y Darío, sus nietos, su hermano Pascual, familiares y amigos, hicieron el honor de acompañarnos el domingo en la tarde, mientras en lo más alto de la medialuna se mecía al compás de la brisa veraniega el nombre y la imagen de nuestro querido Queno.


Las sentidas palabras del secretario, José Saa, y el toque de corneta fueron el preámbulo que sensibilizó hasta al más duro dentro y fuera de la cancha, para dar paso al novillo del silencio que con llanto corrieron su hijo y su nieto, mientras las mantas cubrían la pena y ocultaban la piel erizaba por la emoción.


"Es el momento en que nos toca revivir una de las más nobles y arraigadas tradiciones corraleras; es en este lapso cuando con verdadero sentimiento huaso hacemos una pausa y el murmullo alegre de las corridas dan paso al silencio, para anidar en el alma el recuerdo de aquel amigo que ya no está junto a nosotros.."
(parte de las palabras del secretario).


Una vez que concluyó sus palabras, el secretario bajó de la caseta hasta las tribunas donde estaba la familia de Queno y le hizo entrega de una copia del discurso a su viuda, Sra. Lucy Arias, quien en forma muy sentida agradeció el delicado gesto.


Ya el día sábado, antes de dar inicio a la primera serie, se había solicitado un minuto de silencio por Darío, por Francisco Navarro, Oscar Bustamante y Manuel Aguilera, que también se fueron a marcar grande en las ramas silentes del más allá.


"Fue un lindo y merecido homenaje"
-nos diría más tarde Alfonso Tapia, presidente del club organizador- "Darío estuvo presente a través de su familia, su viuda, sus hijos, sus nietos y de todos los socios que le recordamos con cariño" -concluyó.

  •    LAS CORRIDAS  

Aprovechando la medialuna engalanada, el riego y la disponibilidad de animales, el día sábado en la mañana también hubo actividad, aunque no corralera, pues se concretó una fecha más de las PECH, con un muy buen número de participantes. A cargo de estas pruebas estuvo el conocido Manuel Catalán, quien quedó muy satisfecho con el resultado y con la disposición del Club para facilitar sus instalaciones.

Como es sabido, el rodeo se realizó bajo la categoría interclubes limitado especial y en la modalidad de un día y medio.  Las actividades comenzaron a las 14:00 horas del día sábado con la primera serie libre y a continuación se corrió la segunda, finalizando cuando ya la noche comenzaba a caer. El domingo en la mañana, a partir de las 10:30 hrs. se corrió la tercera serie libre y a las 17:00 ingresaron los participantes de la serie campeones. 


38 colleras se inscribieron en la primera serie, 36 en la segunda y 32 en la tercera. A la serie de campeones ingresaron 20 colleras. Se emplearon aproximadamente 190 animales, en su totalidad de carne, que respondieron, en su mayoría, adecuadamente a las expectativas, destacando el ganado corrido en la serie campeones, especialmente el del primer y segundo animal.

A las 16:00 hrs. del domingo, previo a la serie campeones, se realizó el movimiento a la rienda, donde hubo tres participantes.

Los ganadores fueron: Janette Aguilar, representando al Club de Carabineros de Chile y montando a Chiquitita, con 34 puntos.

En categoría varones, el campeón fue Carlos Gómez del Club La Cisterna, montando a Chaucha Bruja, con 32 puntos.

Después de izado el pabellón nacional y una vez corrido el novillo del silencio se procedió a elegir el sello de raza, cuyos jurados fueron Carlos Pereira y Rigoberto Galdames.  El galardón recayó en el ejemplar Cutrauco Chamullo (150487), macho castrado de pelo coipo, de 10 años de edad e hijo de Regalito (Aguacero y Gritaera) en la Bailarina (Golpeteo y Caudalosa), montado por Miguel Lizama, representando al Club Pudahuel Barrancas


En la serie campeones participaron cuatro colleras del Club que tuvieron distintos desempeños. Luego de ganar la primera serie libre consiguió su paso a la final la collera de Miguel Cares y Oscar Baeza, que corrieron hasta el tercer animal. También entró la collera de Luis Domínguez y Alfredo Muñoz que corrieron el segundo animal; y finalmente, Lucino González junto a Juan Peña, quienes también corrieron hasta el segundo toro. 


La final fue muy reñida y cualquiera de los que llegaron al cuarto animal podría haber resultado campeón, aunque con alguna ventaja para Moure y Rubio que entraron punteando con 18 positivos.


El resultado final fue el siguiente:


Campeones: Moure y Rubio en Ocurrente y Pauta, con 22;

Segundos: Zamorano y Vidal en Esquinada y Furioso, con 21;
Terceros: Adasme y Adasme en Fanática y Clavija, con 20.
El cuarto animal también lo corrieron Ortega y Ortega en Cuspe y Pequeño Milagro, con 14; Santos y Palacios en Sahumerio y Zorzalero, con 14; Ortega y Bozo en Cautela y Pretenciosa, con 17 y; Trivelli y Quintana en Gallo Lacho y Tarugo, con 17 puntos.

Estos resultados permitieron que la collera del Club Huechuraba de José Luis Moure e Ismael Rubio obtuvieran el requisito y quedaran con 12 puntos en esta mixta. Es la segunda collera que tienen con la misma cantidad de puntos y requisito.

  •   LAS REINAS

No podemos dejar de mencionar la presencia y coronación de la reina y virreinas del rodeo, quienes llamaron poderosamente la atención de todos los presentes por su impecable presentación, elegancia, belleza y por lo bien que bailaron nuestra danza nacional, además de su extraordinaria simpatía.

La Reina, Viviana Rebolledo tiene 22 años y es estudiante de Enfermería; la 1ª virreina, Paulina Torres tiene 21 años y estudia psicopedagogía; en tanto que la 2ª virreina, Daniela Infante, de 23 años, trabaja en una importante empresa ligada a los materiales de construcción.  Las tres pertenecen al Ballet Municipal de La Granja y ya tenían experiencia como candidatas a reina en rodeos de la Asociación Santiago.


La opinión generalizada de la directiva, socios, corredores y público en general fue que las tres candidatas le dieron especial realce a esta linda tradición de las reinas del rodeo. Bailaron como los ángeles, aportaron su belleza y simpatía, no se amilanaron para subir al anca de los campeones, derrocharon elegancia y derritieron corazones.  Vaya nuestro saludo para ellas y nuestras sinceras felicitaciones.   

  •    EN CASA SE CUMPLIÓ EL SUEÑO  

Para los socios del Club Gil Letelier y especialmente para Pablo y Pedro Adasme, este rodeo marca un hito, por cuanto esta collera logró completar la pareja de yeguas (Fanática y Clavija), a la que le venían sumando puntos con alguna regularidad.

Llegaron al rodeo de la casa con requisito y 14 puntos. Es decir, les bastaba correr el cuarto toro para completar.


El primer animal les fue esquivo ya que lo entregaron con apenas un punto bueno. Ello hizo que en algunos la desesperanza se hiciera presente. Sin embargo, con ese punto pudieron correr el segundo animal y allí demostraron que la tarde del domingo pintaba para algo grande, pues al segundo toro, tras una carrera inspiradísima en la que ambas yeguas se pusieron a la altura, le estamparon 11 gloriosos puntos.


El ambiente de la medialuna cambió de inmediato. Los socios del Club y los adeptos de esta collera parecieron multiplicarse para aplaudir y celebrar el carrerón que se mandaron los jinetes de las mantas rojas. Se abrió el apetito, se recuperaron las esperanzas y se animó la fiesta, en tanto que algunos veían sonreír desde las alturas a don Queno.  Al tercer animal entraron con 12 puntos y sumaron 4 puntos más, totalizando 16. Con ello aseguraron su ingreso al cuarto animal y su pase a los clasificatorios, situación que el secretario hizo notar a través de los parlantes. Recién en ese momento algunas personas del público entendieron por que los jinetes del Gil Letelier eran saludados tan efusivamente en la cancha y se sumaron al aplauso generalizado que emanaba de las tribunas.


Con el hecho de haber completado, los Adasme ya se daban por satisfechos, sin embargo aún quedaba correr el cuarto animal y ellos se encontraban en una situación de privilegio al estar ubicados inmediatamente detrás de los punteros (Moure y Rubio).


Al cuarto toro entraron  Moure y Rubio con 18; Adasme y Adasme con 16; Vidal y Zamorano con 13, Ortega y Ortega con 10; Santos y Palacios con 11; Ortega y Bozo con 13 y; Trivelli y Quintana con 10 puntos.   


Abrieron los fuegos Moure y Rubio (18), sumando 4 puntos para quedar con 22 y a la espera de lo que pudieran hacer los demás.  Después le tocó el turno a la collera de Malloa (Vidal y Zamorano con 13) quienes marcaron 8 puntos en una muy buena carrera, y se ubicaron en segundo lugar. Más atrás venían los Ortega (10) que sólo pudieron marcar 4 puntos, insuficientes para sus pretensiones.  Santos y Palacios (11) tampoco pudieron sumar mucho y los 3 puntos hechos los dejó fuera de los premios. Luego le tocó a los dueños de casa (16), con Pedro Adasme a la mano en la Clavija.  Cero puntos cantó el secretario en el primer taco. Se fueron para atrás con don Pablo orillando el huacho y en las ramas le dibujó un 3 de la mitad. Con eso sumaban 4 en la carrera y se fueron una vez más a la mano de adelante, ...una atajadita más y eran campeones,... a media carrera se les retacó el huacho que ya no quería correr y a trastabillones lo hicieron llegar a los sacos. Más atrás quedaban por correr Ortega y Bozo (13) y Trivelli  y Quintana (10), pero ambos llegaron a 17 puntos, sin afectar a los tres campeones.


A estas alturas ya no importaba mucho ser campeón y un tercer lugar era igualmente bien recibido considerando que a las mancas les bastaba correr el cuarto animal para que, el próximo mes de febrero, paren sus orejas en el apiñadero de Curicó cuando el secretario diga en la serie yeguas: "Corren, de la Asociación Santiago, Pablo y Pedro Adasme, en Fanática y Clavija.."


En las tribunas habrá un buen puñado de socios dándoles aliento.  Eso lo damos firmado.

  •    ALGUNAS IMPRESIONES  

Le pedimos a don Pablo que nos diera sus impresiones luego de alcanzar este logro, y esto fue lo que nos dijo:

"Bueno, sentimos mucha conformidad y alegría por lo logrado, fuimos muy afortunados en tener esta oportunidad de darles una alegría a los viejos del Club, que nos han apoyado tanto. Ese apoyo lo hemos sentido en cada rodeo que participamos desde que nos ganamos el primero allá en Lampa. Todos estamos contentos, los socios y nosotros, e iremos a Curicó a intentar dejar bien plantado el nombre del Club Gil Letelier, toda vez que desde hace mucho años que no llegaba una collera a los clasificatorios. Es un premio al trabajo constante y duro, al esfuerzo y al enorme sacrificio que hacemos para estar presentes en las medialunas. Esperamos hacer las cosas bien, que las yeguas respondan y que podamos alcanzar un cupo para el Chileno. Al menos el primer sueño se ha cumplido; de aquí para adelante Dios dirá"

 
También quisimos conocer la opinión del presidente del Club y el rodeo, Alfonso Tapia Menares, quien no ocultó su satisfacción y alegría:
 
"La opinión ha sido unánime, fue un rodeo parejo, un buen rodeo, bien organizado y se cumplió cabalmente el objetivo. Cabe hacer notar que miramos por la Asociación, ya que podríamos haber traído de fuera a seis o siete colleras más que estaban dispuestas a pagar la invitación y que nos habría permitido financiar una parte importante del rodeo, pero primó un espíritu que vela por los intereses de los corredores de Santiago, lo que no sé si otros clubes resguardarán.

Además, algo que para nosotros es muy importante, en este rodeo se hizo un lindo y merecido homenaje a un socio y ex presidente recientemente fallecido (Darío Lizana), por quien se corrió el novillo del silencio, contando con la honrosa presencia de su familia. Ver a su hijo y a su nieto corriendo ese toro negro fue algo impactante y de gran recogimiento.

Por otra parte, se logro una importante meta, cual es que una collera del Club haya clasificado para ir a los clasificatorios. Este es un hecho revitalizante, que nos sube la moral y que permitirá validar a nuestra institución más allá del folclore, de la Parada Militar y otras actividades por la que se nos conoce a nivel nacional.

Hay que rescatar que estos socios (Adasme) no son profesionales, son jinetes amateur, con caballos hechos por ellos mismos, son padre e hijo y han logrado esta figuración con un tremendo esfuerzo. Es decir, tienen muchos méritos y merecen de sobra estar allí a donde han llegado."  
 
 
Finalmente, hablamos con el presidente de la Asociación Santiago y campeón del rodeo, José Luis Moure, quien más que referirse a su premio, abundó en elogios hacia nuestro Club por la organización del rodeo:  
 
Estamos contentos, llegamos a 12 puntos con esta collera, al igual que los potros. Ahora tenemos dos colleras con 12 puntos y requisito, pero más que eso yo quiero aprovechar esta entrevista para felicitar al club dueño de casa, Gil Letelier, porque ha hecho un extraordinario rodeo, que es un rodeo complementario. Ellos ya habían cumplido con hacer su rodeo reglamentario y además hicieron éste, dado que el anterior lo hicieron en Fiestas Patrias.  Nadie tenía mayores esperanzas en este rodeo por lo difícil que está la temporada y por la altura del año en que ya estamos, sin embargo ha sido un rodeo extraordinario y yo quiero, por su intermedio, felicitar a toda la directiva del Gil Letelier.

 

Galeria imagenes

Buscar Contenidos del Club

Joomla Templates and Joomla Extensions by JoomlaVision.Com
  • Portadas 2009